20 septiembre 2013

La cueva de Altxerri: nuevas dataciones, entre las más antiguas de Europa

Artículo

González-Sainz, C., et al., Not only Chauvet: Dating Aurignacian rock art in Altxerri B Cave (northern Spain),
Journal of Human Evolution (2013), http://dx.doi.org/10.1016/j.jhevol.2013.08.001

Introducción

Panel grande de la galeria de Altxerri B de edad auriñaciense.
(imagen http://www.aranzadi-zientziak.org/arqueologia/nuevos-descubrimientos-en-la-cueva-de-altxerri)

La datación absoluta del arte rupestre del cantábrico está otra vez en la actualidad por las fechas muy antiguas de algunos pinturas supuestamente de más de 35.000 años (ver el post
La datación por uranio-torio: aplicaciones y Iruña Veleia). En está ocasión se trata de pinturas de una galería superior (llamado Altxerri B) de la cueva de Altxerri, situado cerca de la costa occidental de Gipuzkoa (municipio de Aia).
Edades tan antiguas (auriñaciense) para el arte rupestre encontrado en cuevas como por ej. Grotte Chauvet, Castanet y otras en Francia, y Tito Bustillo, Altamira y El Castillo en el cantábrico están generando un cambio de paradigma en la arqueología del paleolítico superior, donde las dataciones se solían hacer a base de elementos estilísticos. Algunas dataciones (El Castillo) generan hasta la idea que algunas expresiones de arte rupestre podrían ser obra de neandertalienses (Pike et al., 2012).
También es interesante analizar los métodos de datación, lo que intentaremos en este post.
El panel principal del nivel superior (Altxerri B) en forma de reconstrucción digital. Un mínimo de 14 unidades
gráficas se pueden detectar en este superposición de dibujos: un bison, un felino, probablemente un oso, manos, marcos de dedo...
(imagen: González-Sainz, C., et al.,2013)

Analisis de los elementos gráficos del panel principal de Altxerri B.
(imagen: González-Sainz, C., et al.,2013)







La cueva fue descubierto en 1956, y es en 1962 cuando se descubrió la presencia de grabados y pinturas de animales, algunas muy interesantes y estéticas (mi favorito es el zorro - ver foto a bajo).


Grabado de bisonte (Magdaleniense, nivel intermedio - Altxerri A).
(imagen Galan,C, 2011)

Precioso grabado de un zorro (Magdaleniense, nivel intermedio - Altxerri A).
(Imagen: Barandiaran, 1964)


Grabado de peces (Magdaleniense, nivel intermedio - Altxerri A).
(Imagen: Barandiaran, 1964)

Después de su descubrimiento, la primera pregunta ha sido si eran verdaderamente antiguas, visto que había también grabaciones recientes. Eso y la historia del descubrimiento son contados en el siguiente vídeo grabado por la Sociedad Aranzadi, implicado en el descubrimiento, a raíz del cincuenta aniversario del descubrimiento:

https://www.youtube.com/watch?v=ArtWRqrNO08

La cueva tiene 3 niveles, el nivel intermedio - Altxerri A - alberga el conjunto de arte Magdaleniense. Es en el nivel superior (Altxerri B) que se encuentran las pinturas de las cuales se pretenden ahora que tienen una edad auriñaciense.

Nos vamos a centrar en las evidencias relacionadas con la datación de Alterri B.

Datación de la actividad gráfica en Altxerri B

Altxerri B tiene dos espacios decorados, uno con el panel grande (ver reconstrucción arriba) y el otro con 14 elementos separados. Todos están pintado con pigmento rojo, excepto el panel grande donde aparece también violeta. No se utilizó carbón vegetal. Aparte del panel grande los motivos son muy simples, puntos en serie, puntos aislados, y manchas de color encima de estalagmitas. En el suelo encontraron delante el panel principal varios objetos relacionados con las pinturas: varios huesos, huesos carbonizados, y ocre rojo como se ve en el siguiente foto.

El panel principal con en el recuadro los elementos datados: hueso, hueso carbonizado entre ocre.
(imagen: González-Sainz, C., et al.,2013)
 En realidad, los elementos datados se relacionan funcionalmente con las pinturas pero no estratigráficamente (y allí pueden aparecer problemas de interpretación). Los autores asocian el ocre con la producción de la pintura, y señalen la presencia del ocre superficial entre los huesos, lo que demuestra que están en ·posición primaria·, sin que haben sufrido transporte.. Tampoco las dataciones son completamente nuevas. Ya en 1996 Altuna publicó dos dataciones de huesos encontrados en la superficie al lado del panel (Ua - Upsala en la siguiente tabla), lo que ahora ha sido complementado con otra otra datación (ver tabla siguiente).

Las fechas calibradas caen en el intervalo a la derecha de la tabla. Los primeros dos fechas son de Altuna 1996 y el último de González-Sainz, C., et al.,2013
(imagen: González-Sainz, C., et al.,2013)
Podemos observar que un hueso quemado y el colagen de otro hueso coinciden, lo que hace concluir que los huesos no han sufrido alteraciones importantes. González-Sainz, C., et al.,2013 defienden su datación a base de elementos estilísticos encontrados en otras cuevas muy antiguas y la presencia de un felino que parece no estar presente en arte parietal más joven, pero sí en arte auriñaciense como p.ej. en Vogelherd o Chauvet.

Comparación de elementos de Altxerri B con otras cuevas.
(imagen: González-Sainz, C., et al.,2013)

Hombre leon de Stadel-Höhle im Hohlenstein en Alemania, datado recientemente en 40.000 cal BP.



Panel de la Pantera, cueva Chauvet
Distribución de de arte rupestre en la zona franco-cantrabrico, con en la parte superior la evolución de los isotopos en el hielo de Groenlandia (imagen: González-Sainz, C., et al.,2013)

Para concluir aportamos una figura que resume las dataciones de arte auriñaciense del franco-cantabrico, aportado por los autores. Curiosamente faltan las dataciones de Pike et al, 2012 de Altamira y otras cuevas de Cantábrica que van en la misma dirección.


Distribución de de arte rupestre en la zona franco-cantrabrico, con en la parte superior la evolución de los isotopos en el hielo de Groenlandia (imagen: González-Sainz, C., et al.,2013)

¿Podemos de todo estos argumentos concluir que el arte rupestre existe ya en el auriñaciense, y que estamos rodeados por el arte rupestre más antiguo de Europa? 
No todo el mundo parece estar de acuerdo o por lo menos piden un profundo debate (ver p.ej. Petit, 2008; Bednarik, 2012 en el post
Datación por uranio - torio y arte rupestre: una respuesta a Pike et al. [dataciones de arte rupestre cantábrico]).

Para saber más

Altuna, J., Apellaniz, J.M., 1976. Las figuras rupestres paleolíticas de la cueva de
Altxerri (Guipúzcoa). Munibe 28, 1-241.
Disponible aquí.

Altuna, J., 1996. Hallazgo de dos nuevos bisontes en la cueva de Altxerri (Aia, País
Vasco). Munibe 48, 7-12.
Disponible aquí.



Altuna, J., Mariezkurrena, K., 2010. Pinturas rupestres en la galería superior de
Altxerri (Aia, Gipuzkoa). Zephyrus 65, 65-73.
Disponible aquí.

Barandiarán, J.M., 1964. La cueva de Altxerri y sus figures rupestres. Munibe 16,
91-141.
Disponible aquí.

Galan, C, 2011.
DESCRIPCIÓN DEL SISTEMA DE LA CUEVA DE
ALTXERRI(ORIO, PAÍS VASCO),PLANO DIGITAL GEOREFERENCIADO Y NOTAS SOBRE SU FAUNA HIPÓGEA.
Disponible aquí.

Petit, P., 2008. Art and the Middle-to-Upper Paleolithic transition in Europe: Comments on the archaeological arguments for an early Upper Paleolithic antiquity of the Grotte Chauvet art. Journal of Human Evolution 55 (2008) 908–917.
Disponible aquí.