12 julio 2013

IRUÑA-VELEIA: STOP TXIKIZIOA! - ¡STOP DESTROZO!

COMUNICADO DE SOS Iruña-Veleia


IRUÑA-VELEIA: STOP TXIKIZIOA!


¿Obra civil o excavación arqueológica?
(julio 2011, Iruña Veleia, 'excavación' dirigido por profesor Nuñez)
PARA SABER MAS

1º Informe arqueológico que analiza el efecto del metodo 'Nuñez':
Nivel de afección.

2º Evaluación de peritos exteriores (los nombres de los autores fueren entregado en su día al tribunal):
Comentarios 

09 julio 2013

NOTICIA: Un "cromlech" (harrespil) en Aralar

NOTICIA

El descubrimiento y la excavación de un "cromlech" en Aralar es un ejemplo más que va en contra del concepto de que la ocurencia de los famosos cromelech pirinaicos (al este del río Leizaran) eran indicadores tribales (Vascones).

Distribución de harrespilak ("cromlechs") en los Pirineos occidentales
(Fuente: http://www.imagopyrenaei.eu/11-cromlech-baratzak-cercle-de-pierres/
Mapa de elaboración propia a partir del material cartográfico de Eric Gaba.)

Estos círculos de piedras (harrespil en euskera, cercle de pièrres en francés) no son exactamente lo mismo que los cromlech de Bretaña y Inglaterra, y son más o menos geograficamente limitados a los Pirineos Occidentales, son principalemente de la edad de hierro (primer milenio ante nuestra era común), y muestran en varias ocasiones una función funeral, en el sentido que se encuentran restos humanos incinerados en el centro, aunque en la mayoría de las ocasiones no se encuentran. Pueden tener una función astronómico aunque a mi entender no está demostrado.

Los niños de Iruña-Veleia

TRIBUNA ABIERTA 8/7/2013
El Diario de Noticias de Alava


por Mapi Alonso*
* Doctora en Ciencias de la Educación



Se acaban de cumplir siete años desde que, el 26 de junio de 2006, en el sondeo 32 del yacimiento de Iruña-Veleia, el equipo de Lurmen sacara a la luz una colección de piezas escritas en euskera; excepcionales sin duda por los ecos de las voces de sus autores que después de miles de años (los datos arqueológicos sitúan la pieza a finales del siglo II o principios del III) nos hacen llegar, en algunos caso, sin lugar a dudas, niños que en primera persona cuentan quienes son, los años que tienen, donde viven u otras circunstancias de su biografía personal, en lo que, según los datos que conocemos sobre el contexto de su producción, algunos parecen ejercicios escolares de aprendizaje de la escritura en euskera (por lo menos en alfabeto latino).

Así por ejemplo, en la pieza catalogada con el nº 15910 encontramos escrito1 NEURE AMA, ROMAN ILTA, CISTIANA, junto al dibujo de una persona crucificada poca abajo, o NEURE ATA GAU(R) ILTA/ NEURE AMA en la nº 15912, excepcionales sin duda por lo que su contenido puede aportar al estudio de la introducción del cristianismo en la península ibérica. Junto a estas piezas se encontraron otras también excepcionales sin duda, en este caso no por el contenido que transmiten, que resulta banal, sino por lo que pueden aportar al conocimiento de la lengua en la que están escritos y a la historia de sus hablantes:NEU VELEIAN GORI BISI NA (nº16364); NEU XII URT[E] TV, III  REBA TU, NEU  CII (nº15920); o, la que desde el punto de vista de la lengua resulta la más excepcional de todas, la pieza 16365 que dice: NEU LAIKI / (ηλLOς) NA , XI URTE TU, VELEIAN GORI BISI TA / ES TA VELEI NOVVA, BANA OSO V POLI / TA, NEURE ATA ARAINA ARRAPA. En esta pieza, como se desprende de su contenido, un-a niñ@ cuyo nombre tiene que ver con Laiki (ηλLOς) y que tiene once años escribe algo más que una lista de palabras (lápidas aquitanas ) o frases inconexas (glosas emilianenses del siglo XI), un autentico Texto, un pequeño y maravilloso texto que, según la datación  arqueológica se adelantaría con mucho a los más antiguos encontrados hasta ahora (siglo XV-XVI).

08 julio 2013

Un paseo de 57 millones de años: el flysch entre Deba y Zumaia (parte 2)



En la parte 1 hemos aprendido lo que es el flysch.
Son depositos marinos profundos que contienen básicamente dos elementos:
  1. La parte autóctona, es decir sedimentación de partícula muy finas (arcillas - lutitas) presentes en el mar que acumulan lentamente con la velocidad de acumulación de polvo en un desván, es decir un par de mm por siglo. Estos sedimentos suelen alternarse entre arcillas y arcillas carbonatadas. Forman la sedimentación normal. 
  2. La parte aloctona, es decir las turbiditas que consisten de avalanchas submarinas  de sobrecarga de sedimentos en el borde de la plataforma continental. Estas turbiditas pueden ser centrimétricos hasta deciméticos en las parte que ya hemos desandadado, y veremos que serán métricos en la parte final del paseo.

En las turbiditas podemos normalmente reconocer dos partes, la base, que se deposita muy rápido y que puede contener arena gruesa y cantos, y la parte laminada que se deposita más tarde y más lentamente y que consiste de arena fina. En las turbiditas más gruesas, la laminación puede ser alterada por el agua que se escapa por arriba. Estos dos elementos dan a una turbidita una orientación clara arriba-abajo, lo que es útil para determinar en que dirección los estratos son más jóvenes (grosor de unos 10 cm). (Imagen: Baceta, J. et al. 2012)

Deformación de la parte laminada de una turbidita (parte superior). La flecha indica la dirección del escape del agua y al mismo tiempo la dirección hacia arriba de una turbidita. (Foto propria).

05 julio 2013

Un paseo de 57 millones de años: el flysch entre Deba y Zumaia (parte 1)


Entre los pueblos de la costa guípuzcoana Deba y Zumaia se extiende un tramo de flysch que es muy valorado por el mundo geológico por la calidad de su registro. Los estratos están en gran parte casi vertical y el registro es casi completos a nivel estratigráfico. El hiato más importante es de solo 4 millones de años (Falla de Andutz en Mendata) en un total de 57 milliones de años. Además su acceso desde la playa es fácil.
Pero sobre todo es un oasis de tranquilidad y belleza.
Los estratos son en general de una estética muy particular que inspira a los fotógrafos. Aquí nos vamos a centrar en la historia que cuenta este libro donde muchos acontecimientos, algunos locales, otros a nivel mundial, están registrados.
Monte Pikote, Zumaia - punto más alto del flysch entre Deba y Zumaia (Foto propria)

04 julio 2013

Artículo: Datación por uranio - torio y arte rupestre: una respuesta a Pike et al. [dataciones de arte rupestre cantábrico]

Artículo
Bednarik, Robert G
U-Th analysis and rock art: A response to Pike et al.
Rock Art Research: The Journal of the Australian Rock Art Research Association (AURA)
Volume 29 Issue 2 (Nov 2012)

Disponible en Academia.edu

Las dataciones publicadas en la revista Science de Pike et al. (2012; ver este post) de entre otros las pinturas de Altamira han generado hasta ahora relativamente pocas reacciones, aunque aparentemente en palabras de los autores revolucionan el concepto cronológico del arte parietal pleistoceno. La única reacción que he encontrado en una búsqueda superficial es el artículo de Robert Bednarik en la revista australiana Rock Art Research. El debate es importantisismo en sí, pero también nos da la oportunidad de aprender para el caso de Iruña Veleia porque en realidad los principios de datación del arte parietal cubierto por carbonato son los mismos que para una inscripción cubierta con carbonato.

02 julio 2013

La datación por uranio-torio: aplicaciones y Iruña Veleia

La datación uranio - torio ha llegado recientemente a los periódicos por las dataciones de arte rupestre de cuevas cantábricas, entre otras el de Altamira. La pregunta evidente es, si se podría utilizar en Iruña Veleia para datar costras carbonáticas. Es una técnica compleja pero que tiene un gran potencial. Intentamos aquí aclarar algo de este método y de sus problemas y limitaciones en este post. Me temo que no va a ser el post más popular ;>.

La datación por uranio - torio ha conocido una espectacular evolución a partir del momento que se podría medir ambos isotopos por masaespectrometría como se ve en la siguiente figura, donde se indica cuanto material de una adherencia carbonática se necesita para una datación. Se puede datar materiales con una edad de unas décadas  hasta más de 600.000 años (Edwards et al. 2003). Es después de radiocarbono la técnica de datación más utilizado en arqueología.